viernes, 29 de abril de 2016

Luces y Sombras....



Inevitablemente la mazmorra vuelve a quedar sola, fría, lúgubre, vacía.....
Ya la magia no la envuelve. El deseo como las gotas de sudor y sangre se filtraron entre las grietas de los resquebrajados adoquines del suelo y la piedra de sus paredes. Las cadenas y grilletes ya no ciñen mis muñecas y tobillos, ahora cuelgan inertes en la aciaga estancia. El resplandor del amor y la ilusión que la iluminaban, se desvaneció. Las antorchas que con su luz guiaban nuestro camino a seguir se apagaron.


Ahora solo quedo yo. Tal vez con los mismos síntomas que la mazmorra, sola, fría, lúgubre, vacía.....
He sentido como el dolor retorcía mi alma, mis mejillas se agrietaban por las lágrimas, exprimí mis sesos buscando un motivo, una lógica, una razón, pero era inexistente, me he sentido incluso desgajada cruelmente. 
Pero hundida?? derrotada?? vencida?? rotundamente NO.
"Lo que no mata, hace mas fuerte"
Ahora soy la reina de mis propias tinieblas, de mis miedos y mis secretos.
Las barreras de mi coraza vuelven a alzarse protegiéndome, delimitando el espacio donde me muevo con seguridad y en que solo yo decido quien entra.
Y aunque aún sigo lamiendo mis heridas, me siento reforzada. La oscuridad me endurece y me hace mas fuerte.

El por que soy así?? Una parte indudablemente es pura genética, nací así y el resto se lo he de agradecer a todas esas personas que con sus actos contribuyen ha hacer mi carácter y temperamento mas fuerte, incrementando de ese modo mi parte mas oscura e incluso en ocasiones autodestructiva.

Quizás algún día salga de la oscuridad para siempre y por fin llegue la luz, o no.....

Texto original escrito por aliciia.   


domingo, 10 de abril de 2016

sumisas brats....

Parece que en los últimos tiempos esta cambiando o "modernizandose" parte de la terminología dentro del BDSM y aunque personalmente mi inclinación siempre fue y es claramente de la Old School, no esta de mas ponerse un poco al día y actualizarse pues tampoco es cuestión quedarse obsolet@, después cada cual las pone en su vocabulario o no, pero por lo menos se sabe la definición o significado.

Dicho esto tambien es cierto que el concepto de la mayoría de estas palabras por muy nuevas que parezcan ya viene de atrás, vamos que aquí básicamente ya casi todo esta inventado.

Entre los nuevos nombres que últimamente están sonando para según que roles, es el de la sumisa brat que para mi no dejamos de ser las sumisas que siempre nos han denominado o nos identificamos como "sumisa alfa" o "sumisa insumisa" pero como los tiempos cambian y hay que ir avanzando con ellos pongo a modo de información un articulo extraído de la web Galicia BDSM, parece estar escrito por una sumisa (de la cual no viene nombre) que habla desde su propia experiencia y para mi opinión hace una muy buena definición de como es una......

sumisa brat

"Creo que hay una gran confusión sobre las brats, y en general, noto una especie de desprecio que ni yo ni los que hemos jugado a esto comprendemos. Aquí va mi granito de arena, basado en mi acotada experiencia personal (que seguro que no es igual para todas), para intentar que poco a poco se vaya conociendo más de qué va este juego, cómo son las brats y cómo son sus domadores.

Brats

Primero, especifiquemos. Para mí una brat es una sumisa alfa que no entrega su sumisión si no que a menudo necesita que le sea arrebatada por lo profundo que lleva grabada la creencia de que no debe dejarse someter. Una mujer fuerte, inteligente y poderosa, que tiene el profundo deseo de someterse a alguien más fuerte, inteligente y poderoso que ella, pero a la que por esa mente consciente siempre en control de todo, le resulta imposible hacerlo por voluntad propia. Me puedo arrodillar por propia voluntad... pero si no siento el gesto, ¿De qué sirve? ¿A quién le sirve? Así que no lo hago. Lo bonito es llevarme al punto de dejarme caer ante ti, porque eso es lo que me has generado con tu esfuerzo, porque has conseguido arrebatarme el control que tanto me cuesta soltar. Porque me has silenciado la mente y ya puedo liberar el control.

Pasionales
Pelear físicamente con tu Dom es altamente excitante si a él también le gusta la lucha. Y una gran manera de convertir su enfado en verdadera pasión. Lo malo es que no siempre salimos bien paradas...

Rebeldes
Siempre fui la hija perfecta. A veces me veo a mí misma como una niña educada en el siglo XVIII. Me perdí la diversión, me perdí ser mala, ser egoísta, chinchar o el no parar hasta salir ganando, en conclusión, un muermo. Nunca pierdo la educación ni me comporto de manera inadecuada. Estar con alguien que me permite hacer esas cosas me cura parte de la infancia perdida.

Divertidas
Que levante la mano la que no haya desobedecido una orden o que no haya dicho en algún momento "¿Eso es todo lo que puedes hacer?" y haya visto asomar una sonrisa traviesa a su Dom, o echarse la mano a la cara sonriendo como diciendo "Eres imposible...". Hacerlos reír es parte del servicio. Y no se puede negar el juego que eso da.

Ay, el consciente
Tan dignas, tan pulcras, tan perfectas. Sabemos que queremos acabar en el barro pero meter el pie, cuesta. Si cuando digo que no quiero mancharme me crees, no eres Dom para mí. Si en cambio coges un trozo de barro y me lo lanzas... Vale, mi aguante de la respiración, mis morros de aquí a Cuba y mi mirada asesina podrían hacerte dudar. Tampoco eres mi Dom. Pero sí pese a todo eso tú sigues con tu pose digna, me miras socarrón y sonríes... Ya empezamos a entendernos.

Retadoras
Os retaremos. Mucho. Todo el rato. Primero por diversión. Segundo por comprobar que seguís teniendo vosotros el control. Tercero porque.... tampoco podemos evitarlo. Y por último, aunque ésta es opcional... como forma inconsciente de deciros que nos deis más intensidad. Y en la respuesta que deis a eso ya entran vuestras habilidades. Quedar por encima de nosotras no es siempre la solución. A veces es quedar por debajo. A veces es hacernos sentir culpables. A veces es ser más maduros. A veces es utilizar la fuerza hasta que admitamos que ganáis. A veces hacernos suplicar. La única regla: vosotros tenéis que ganar.

¿Consentidas?
Creo que aquí hay una confusión. Que dentro del papel podamos tener algo de niñas mimadas, no significa en absoluto que el resto del tiempo lo seamos. La mujer más hecha y derecha, respetable y educada puede ser una brat en la habitación. Es más, generalmente lo es, ¿Alguien aún se sorprende? ¿Cuántas contradicciones hay en el mundo del BDSM? Y además hace falta agudeza para el siguiente punto.

Desobediencia creativa
Buscaremos cada pequeña fisura en vuestras indicaciones. Si "técnicamente" no hemos desobedecido, por qué iba a haber castigo, ¿no? ¿Que me levante la falda? Claro, por qué no. 5 centímetros. ¿Ah que te referías a más? Joder, pues dilo... ¿Que quieres una copa? O, sí, yo también, trae otra, porfa.

Babygirls
Es divertido ser brat, pero también es emocionalmente duro. Sabes que estás continuamente retando a alguien a quien aprecias, sabes que es fuerte pero no puedes evitar tener miedo de que se pueda cansar, de que te puede mandar a la mierda. Y lo peor es que no se lo ibas a echar en cara, lo entiendes, cómo no lo vas a entender si eres la primera que convive consigo misma las 24h. Pero sientes que ser tu misma te puede salir caro. Por eso en los momentos de calma y cariño esas son las emociones que salen. Aunque te lo diga mil y una veces, buscas su abrazo, su aceptación, aquello que te diga que está bien, que te quiere así, que no hay ningún problema.

Sumisas
El que diga que no, no ha entendido nada. Una vez han conseguido que suelte el control, una vez han ganado (por esa vez)... sólo queda la sumisión. Mi cariño y devoción hacia mi Dom es tanto o más que el de cualquier sumisa. Mi deseo de complacer, de hacerlo sentir orgulloso, de esforzarme, de hacerlo feliz, el dolor si lo decepciono... inmenso. Yo no decepciono a mi Dom cuando lo desobedezco. Lo divierto, lo reto, lo hago esforzarse, para él, eso es algo bueno. Creo que los Doms que no lo sienten así piensan "Qué pereza", y eso está bien. Dar por hecho que porque ellos no se meterían el que se mete ahí no obtiene recompensas, no.

Compañeras
Pese a lo que parezca, nos fijamos en los detalles y los devolvemos. Nos fijamos en lo que decís y hacéis, en lo que os gusta, en lo que no, en lo que querríais hacer y no podéis, en lo que os gustaría. Podemos mostrar total neutralidad, y un día, zasca, os lo ponemos a tiro de piedra. Al final complacer, haceros sonreír con orgullo sigue siendo nuestra más noble y satisfactoria aspiración. Como nos pedís que os entreguemos sin miedo nuestro carácter, también tenéis a alguien fuerte con quién contar en momentos duros, con quien compartir problemas y soluciones, con quien apoyaros. Alguien que va a daros la fuerza extra de empujaros a ir hacia donde deseéis ir. Puede que en la habitación seamos nosotras quienes depositen el control. Pero fuera de ahí, espero lo mismo. Quien quiere a una brat quiere a la mujer fuerte que hay detrás, y eso conlleva que quieres a una igual en quien poder confiar también tus fantasmas, alguien en quien confíes para algo más que sexo ¿Si no para que la querrías fuerte si no es por su carácter e inteligencia? ¿Vas a desperdiciarlos?

Vuestras
Rebeldes sí, pero vuestras rebeldes. Podemos forcejear con vosotros por toda la habitación y acabar mirándonos retadores a dos metros de distancia agotados. Tablas. Pero puede que después nos rocéis la nuca por sorpresa, y nuestra reacción sea miraros hacia arriba con devoción y una sonrisa de total sumisión. Las apariencias no son lo mismo que la verdad que hay detrás.

Complementarias
Si vuestro modo de juego no es ese, nosotras lo notamos, y no provocamos más de lo que podéis manejar, porque queremos complacer, no frustrar. Es frustrante para una brat tener que cortarse, y negativo, pues obliga a mantener un control que una sumisa no debe tener. No somos nada sin vosotros, sin los domadores. Es un juego de dos, y un juego diferente. Si no es este el juego que os gusta, no os metáis. No hay ninguna vergüenza en no ser ese tipo de Dom, ni ningún honor en "someter a una brat". A una brat se la somete una y otra vez, cada vez. No es el fin lo que hay que perseguir, es el proceso lo que se disfruta o no se disfruta.

Domadores

Los domadores de brats son al fin y al cabo dominantes, por lo que van a compartir gran parte de los puntos con los Doms, pero desde mi punto de vista están hipervitaminados y tienen algunas diferencias (igual que las brats siguen siendo sumisas con diferencias).

Autoexigentes
Los Doms que disfrutan de una brat son MUY exigentes consigo mismos. Se pasan la vida pidiéndose más y escuchando a los demás decirles que se pidan menos, que se relajen. Lo que esas personas no saben, y una brat sí, es que ellos disfrutan muchísimo de estar continuamente superándose y pidiéndose más, y tener a alguien que no sólo no los frena si no que los alienta a ello... Los hace sentir liberados y con permiso para realizarse.

Viva el estrés
Su tolerancia al estrés es muy alta, altísima, y que alguien les haga poner esa maquinaria a pleno rendimiento, llegando a la fase de depender sólo de sus propios recursos subconscientes en situaciones en las que se decide ganador en menos de un segundo, es una inyección de adrenalina y auto satisfacción a la que no quieren renunciar y que les merece el esfuerzo.

Altamente competitivos
Si algo se gana fácil, no les interesa. Y si algo no se gana fácil, por favor que se lo pongan prácticamente imposible. Pero que al final, ganen. Tener a un difícil oponente es algo que los estimula. Cuanto más inteligente, hábil, escurridizo sea... Mejor. Mayor el reto, mayor la victoria. Porque ellos lo saben, NO van a perder. Se dejarán la piel, la voz, el hígado, y el humo ascenderá de sus cabezas por no poder nunca relajarse del todo con esa fierecilla si no quieren perder el control... Pero eso es lo que les hace felices, dar el 900%.

Caballerosos
Se tienen en alta estima, y consideran estar bastante solos en su nivel de excelencia. Si llegan a tener delante a una rival que ellos consideren como tal, no pueden hacer otra cosa que admirarla como a un ser especial y precioso. Y la cuidarán y agasajarán. Son un tesoro que no querrán perder.

Mejora continua
Nunca pararán de intentar dar más, aprender más, hacerlo mejor. Preguntarán (a ti y a otros) e investigarán para poder darte más y mejor. En su caso, una crítica constructiva o un consejo será escuchado con fruición.

Fanáticos del Todos ganan
Si el rival que tienen no saca una ganancia equivalente a la que sacan ellos, no lo disfrutan igual, y por tanto, no les interesa. Aquí entra también la caballerosidad ¿Jugar a algo a lo que saben que van a machacar al contrario? Nunca les verás hacerlo, antes quedarán como gallinas que dejar a su ego hacer demostraciones que ellos consideran innecesarias.

Grandes lectores
No hay señal física que se les escape, cuanto más te conocen, con más destreza y detallismo saben leer tus gestos. Sabrán hacerlo mejor que tú misma. Y entonces estarás jodida. ¿Que peleas pero empieza a ver duda en tus ojos? Jodida. ¿Que dices "No!" y se te levanta sutilmente la comisura? Jodida. ¿Que te cachondeas y para más inri sonríes con altivez? Jodidísima.

Daddies

De alguna manera una brat provoca en ellos más ternura de la habitual, el afecto mutuo tiene una parte fraternal, como una niña que se comporta mal no porque sea mala, si no porque así expresa inquietudes o miedos, y cuando se relaja puede estar metida durante horas en el abrazo del hombre al que ha estado torturando y que la ha estado soportando. Ellas saben lo que les hacen aguantar, y por eso los quieren con un afecto profundo y devoto. Ellos saben que no pueden evitarlo, las quieren tal cual son y se lo demuestran continuamente. Saben que para ellas tampoco es fácil. Además ese es el momento de descanso para ambos. Ese es el momento en el que todo lo luchado cobra sentido y se recompensa.